Utilizamos cookies propias y de terceros para recopilar información estadística del uso de nuestra página web y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información aquí.
Cerrar
Planeta de Libros
La sonrisa etrusca
Formato único

La sonrisa etrusca

Colección: Áncora & Delfin

Con la verdad que ofrece un conocimiento profundo y verdadero del alma humana, La sonrisa etrusca, como todas las novelas de Sampedro, es un libro inolvidable.

Sinopsis de La sonrisa etrusca:

Un viejo campesino calabrés se instala en casa de sus hijos en la ciudad de MIlán ya que ha de someterse a una revisión médica importante. Allí descubre su último amor, un niño, su nieto en el que volcará toda su ternura: el pequeño se llama Bruno, como a él le llamaron sus camaradas partisanos. Allí vive también su última pasión: el amor de una mujer, un amor que cubre con su luz los últimos momentos de una vida que, en su acabamiento, puede también sentir su propia plenitud.

Lo quiero Lo he leído
Formato único

Sobre el autor de La sonrisa etrusca

Sobre el autor de La sonrisa etrusca

José Luis Sampedro (1917-2013) fue catedrático de Estructura Económica, miembro de la Real Academia Española y autor de novelas tan conocidas como Octubre, Octubre (1981), La sonrisa etrusca (1985), La vieja sirena (1990) y El amante lesbiano (2000). Como economista publicó un manual de su especialidad y obras de divulgación como Las fuerzas económicas de nuestro tiempo, La inflación en versión completa y Conciencia del subdesarrollo. Es tambi...

Leer más

Ficha técnica

Fecha de publicación: 02/03/2002 | ISBN: 978-84-233-3405-6 | Código: 163947 | Formato: 15,7 x 23,4 cm. | Presentación: Rústica con solapas | Colección: Áncora & Delfin

Todas las opiniones de La sonrisa etrusca

Este libro tiene 1 Comentarios Deja tu comentario
nunu78
- 14/12/2010

Una historia tierna y entrañable de la mano de unos personajes que a lo largo de su vida no lo fueron tanto.