Ya nos vamos conociendo, queridos lectores, y sabemos que todo esto de los crímenes, la sangre y los misterios os tira mucho. El boom de novelas de True Crime o el fenómeno de la novela negra nórdica nos confirman cada día lo mucho que gustan los libros policíacos, de misterio, intriga y muertos… muchos muertos.

Pero también sabemos que algunas personas más sensibles no siempre toleran bien la crudeza de algunas de estas obras. Para ellos, y para todos en general, hoy os venimos a hablar del Cozy Crime, un género que redefine la novela de misterio incorporando el humor, lo que lo hace más amable y llevadero.

¿Habéis oído hablar del Cozy Crime? Si no es el caso, aquí os explicamos todo lo que hay que saber.

¿Qué es el 'Cozy Crime'?

El concepto de Cozy Crime podríamos traducirlo literalmente como Crimen Acogedor, lo que ya nos da un poco de idea sobre este subgénero de la novela negra. Efectivamente, se trata de novelas de misterio con un enfoque más agradable, en la que los elementos más truculentos quedan fuera de escena. Así, en estas novelas, todo lo que tiene que ver con el sexo, la violencia o la sangre no sucede en primer plano, sino que más bien se cita de paso o se pasa muy por encima.

El Cozy Crime se caracteriza también por transportarnos a pequeñas y pintorescas comunidades, donde los crímenes ocurren sin perturbar la aparente tranquilidad del lugar. A diferencia de los thrillers tradicionales, el Cozy Crime nos presenta historias llenas de intrigas, pero con un toque ligero y humorístico y más centradas en el desarrollo de la trama y los personajes y que, en general, nos hacen sentir bien. Serian un poco “feel-good crime”.

Orígenes del 'Cozy Crime'

Para que te hagas una idea, un poco el estilo que podemos encontrar en las películas de la saga Puñales por la espalda o la serie Solo asesinatos en el edificio. 

Y esto nos lleva directamente a hablar de los orígenes del Cozy Crime. Para ello, nos remontamos a la época dorada de la novela de detectives, en la época en la que surgieron grandes autores como Agatha Christie, pero también otros como Anthony Berkeley, Dorothy L. Sayers y Freeman Wills Crofts.

Durante la Segunda Guerra Mundial, este tipo de misterios ligeros entraron en declive y surgió una tendencia hacia temas más oscuros, con personajes más ambiguos y duros e historias inmersas en un lado más sombrío y corrupto del crimen. Lo que sería la novela negra clásica.

Los Cozy Crimes buscan revivir la Edad de Oro de la novela de detectives, con sus historias de investigaciones entretenidas y amables. Estas novelas están muy enfocadas a la resolución del misterio y no en la violencia en sí. Los crímenes suelen involucrar a personajes desagradables, por lo que no se perciben como grandes dramas, y lo que se potencia es la emoción de la investigación y la resolución del caso.

Ejemplos de 'Cozy Crime'

Entre los protagonistas de estos libros solemos encontrar detectives aficionados, personas comunes y corrientes sin experiencia en la investigación criminal. A menudo se ven envueltos en el caso de forma inesperada, lo que añade un toque de intriga y diversión a la trama. Eso es lo que sucede, por ejemplo, en la serie de novelas del Club del crimen de los jueves  de Richard Osman. Esta serie nos presenta a un grupo de jubilados que se reúnen semanalmente para resolver casos misteriosos. 

Otro título representativo de este subgénero es Todos en mi familia han matado a alguien, de Benjamin Stevenson, novela que ha servido de base para la serie de HBO. Una reunión familiar se convierte en un asunto de vida o muerte cuando Ernie Cunningham, quien presenció el asesinato de su hermano hace tres años, se reúne con su familia en un hotel de montaña. Pronto descubren el cadáver de un hombre cerca del lugar y, cuando la policía no puede resolver el crimen, Ernie se ve obligado a descubrir si el culpable es uno de sus propios parientes.  

En Playa Soledad, Melania Sebastían nos lleva a una idílica playa donde se desarrolla un crimen que pondrá en jaque a los habitantes del lugar. Sofía Amoretti, una exitosa ejecutiva, se ve envuelta en una serie de acontecimientos intrigantes cuando su padre, quien se supone que está muerto, aparece en el aeropuerto. Esta confusión desencadena una serie de decisiones drásticas por parte de Sofía, incluyendo dejar su trabajo, romper con su pareja y regresar a su ciudad natal. La autora nos presenta una historia de misterio llena también de humor y mucho sarcasmo.

Te dejamos con estas novelas para que descubras y disfrutes de los misterios ligeros del Cozy Crime. ¿Conoces otras novelas de este género? Prefieres las novelas negras más crudas y sangrientas? Cuéntanoslo en los comentarios.

Valora este artículo