¡El universo Planeta Manga se expande! Y llega un nuevo tomo recopilatorio: Vínculos de Akira Pantsu, uno de los autores que lleva en la revista desde sus inicios, hace tres años. 

En esta antología que recoge la mini serie de Midoriboshi, publicada anteriormente en Planeta Manga, e incluye material extra, páginas a color y una historia inédita titulada Life -+Death todos los relatos comparten un nexo en común: los vínculos que unen a los personajes.

Gracias a estos, en Midoriboshi el amor de las protagonistas traspasa las fronteras de los sueños y en Life-+ Death la amistad perdurará más allá de la muerte. Porque los vínculos pueden girar y retorcerse… pero nunca desaparecer cuando son tan fuertes.

¿Quieres conocer un poco más sobre este título y sobre Akira Pantsu? No te pierdas esta entrevista :)

¿Cómo entraste en la revista Planeta Manga?


Pues todo empezó participando en el concurso de cómic que organiza todos los años la escuela de arte en la que estudié (ESDIP, Madrid). Gané el primer premio y un miembro del jurado resultó ser David Hernando, editor de Planeta Comic. Enseguida se puso en contacto conmigo y me ofreció la oportunidad de participar en el proyecto ¡y por supuesto le dije que sí! La verdad es que me hace ilusión estar dentro de la revista desde sus inicios, es todo un honor. 

¿Cuáles son tus principales influencias del mundo del cómic, manga e ilustración?

Hay algo que tengo claro y es que el mundo del manga y los videojuegos han estado desde siempre muy presentes en mi vida, por lo que la lista podría ser infinita. Pero hubo un manga en concreto que descubrí a los 10 años y que marcó un antes y un después, que hizo interesarme más por el dibujo, los cómics y en general por Japón incluyendo también el idioma.

Estoy hablando de Pandora Hearts (Jun Mochizuki). A raíz de ahí descubrí también la moda japonesa que tanto me apasiona (en especial el lolita y cualquiera que surja en Harajuku). Esto a lo largo del tiempo ha influido también en mis ilustraciones y a la hora de diseñar personajes.

También debo destacar Neon Genesis Evangelion, que fue el que me abrió los ojos al tema psicológico y lo mucho que me apasiona. Y por supuesto debo mencionar a Inio Asano, una de mis mayores influencias y de mis autores favoritos. Me da un poco de rabia no poder profundizar y mencionar más autores y series, pero es que si no esto se hace eterno jaja.

¿Qué podemos encontrar en este tomo recopilatorio?

¡Tendréis por fin la miniserie de “MidoriBoshi” en formato tomo y con algunas páginas a color! Pero principalmente encontraréis una nueva historia: “Life-+Death”.Es el cómic más largo que he hecho hasta ahora y notaréis un cambio enorme tanto en estilo como en el tema que trata, que contrasta con todo lo que habéis visto de mí hasta ahora, pero que al mismo tiempo es lo que más se acerca a mí.

Probablemente sea un choque para aquellos que solo me conocen por “MidoriBoshi”, pero espero que os sorprenda y os guste mucho. Al final sí que tienen algo en común, ¡los vínculos!
¡También encontraréis algún que otro extra! 

A la hora de estructurar cada historia, ¿cómo lo haces? ¿Primero haces el guion, después los bocetos o al revés?

Ha sido un aprendizaje largo, ya que antes era un desastre y hacía todo a la vez, desordenado e improvisado (aún tengo flashbacks montando el primer “MidoriBoshi”, fue un caos).
Pero en este último he conseguido hacer un guion decente. Primero escribo la historia, tipo novela resumida y cuando ya la tengo bien estructurada, escribo un guion describiendo cada página, viñeta por viñeta, escribiendo los diálogos e intentando que queden claros todos los planos que imagino. 

Esto antes me daba muchísima pereza y era incapaz, pero en este último trabajo me ha salido solo y ha sido de mucha ayuda, veía claras las escenas y cómo las quería. Al final no es tan difícil como parece.
Después de todo eso, monto el storyboard, en un tamaño muy pequeño y simplemente haciendo esbozos de la composición de las páginas y lo que ocurre en ellas (también indicando dónde van los bocadillos).
Luego paso los bocetos a lápiz, dejándolo lo más limpio posible (aunque a veces no lo hago tan limpio y luego maldigo a mi yo del pasado). Y finalmente, ¡paso a la tinta y grises!

¿Qué tipo de historias te gusta contar?

Aunque la mayoría me conoce por “MidoriBoshi”, que es una historia tirando a tierna, a mí lo que de verdad me encanta son las historias depresivas, oscuras, que se centran mucho en el apartado psicológico; amo explorar la mente humana y, como ya sabéis, los sueños.

Disfruto mucho expresando a través de mis dibujos temas complejos y personales, como hice en Voces que cuentan con “El Bicho”, o como he hecho en la nueva historia que leeréis. 
Aunque en general quiero contar todo tipo de historias y probar diferentes géneros.
Y, por supuesto, no me importaría volver a hacer algo más tierno.

¿Cómo te organizabas las jornadas de trabajo?

He soltado una carcajada con esta pregunta porque… Organización… ¿Qué es eso? ¿Se come?

Siempre intento organizar mi tiempo permitiéndome avanzar a buen ritmo y poder hacer otras cosas, pero no sé cómo lo hago que al final todo se me descontrola y acabo ahogado con la fecha de entrega. La vida, que hace de las suyas, supongo.

Casi siempre acabo llevando un ritmo insano de levantarme bien temprano, currar, comer, currar, cenar y seguir currando. No se lo recomiendo a nadie. Si algún día consigo organizarme de forma que mis días no solo sean curro y más curro, os desvelaré el secreto (o que alguien me lo desvele a mí, por favor).

¿Qué consejo darías a todas las personas que quieren publicar en la revista? 

Ante todo, que sean humildes. Que lo intenten con una historia que les identifique y que realmente les haga ilusión hacer, sin pensar que es una obra maestra porque entonces se podrán llevar un palo muy fuerte y no todo se consigue a la primera, es muy difícil.

¡Y que no se cierren a las posibilidades! Si lo que les falla es el dibujo, que sigan practicando muchísimo (hacer cómics es una maravilla para mejorar) o que busquen a un dibujante que pueda hacer esa parte. Y viceversa, si queréis dibujar cómics e inventar historias no es vuestro fuerte, buscad a alguien que se le dé bien y formad un equipo.
Y lo más importante, una vez dentro, no descuidéis vuestra salud y tiempo, descansar es también importante y tenéis que seguir disfrutando de la vida, que en este trabajo es muy fácil acabar aislado dibujando sin parar y sin que os dé el sol en semanas (esto también es un recordatorio para mí).

¡Gracias, Akira!

Valora este artículo